:(

Not found.

“El Gobierno alemán presiona con el copyright para tratar de impedir la divulgación de documentos obtenidos mediante ley de transparencia”

Publicado originalmente en Tuderechoasaber.es:


El Gobierno alemán, a través de su Ministerio de Interior, ha emitido una orden contra el portal de acceso a la información FragDenStaat.de, una plataforma análoga a Tuderechoasaber.es en Alemania, para lograr la retirada de un documento que había sido obtenido mediante la ley alemana de transparencia acceso a la información pública.

Continuar leyendo en: blog.tuderechoasaber.es

“De qué hablamos cuando remitimos a ‘estándares internacionales’ de rendición de cuentas”

Originalmente en Civio.es:


“Los recientes escándalos que afectan a la vida política del país están erosionando severamente la credibilidad de las instituciones. La amplitud de la desconfianza y la desilusión públicas se ha agravado incluso más por la crisis económica”. El Grupo de Estados Contra la Corrupción (GRECO) del Consejo de Europa prologa así su cuarta ronda de evaluación al sistema español.

Continuar leyendo en: www.civio.es

“John Brockman The Global Mind That Came In From the Counterculture”

“A question is sent out to all salon members at the start of every year. This year it is: ‘What scientific idea ready to be retired?’ The ‘editorial marching orders’, written by Brockman, reveal the heart of Edge: ‘GO DEEPER THAN THE NEWS. Tell me something I don’t know. You are writing for your fellow Edgies, a sophisticated bunch, and not the general public. Stick to ideas, theories, systems of thought, disciplines, not people. Come up with something new, be exciting, inspiring, compelling. Tell us a great story. Amaze, delight, surprise us!“

Genial.


© wowe At the age of three John Brockman announced: „I want to go to New York!” For decades he has been a leading light behind the scenes in the city’s intellectual life The Internet had yet to be born but the talk still revolved around it.

Continuar leyendo en: www.faz.net

Artefactos para contar historias: el libro pop-up y la ingeniería de papel

Nota – Tenía este post inacabado y olvidado en “borradores” desde mediados de 2012. Lo rescato tal cual.

Me pasan este video, una conferencia del creador y video-artista Joe Sabia sobre el uso de la tecnología para construir relatos. Tan breve como poco sustancial. En escena, una idea: que los adelantos tecnológicos siempre han estado al servicio de las historia que queremos contar. Un teatro narrativo eficaz y ligero.

La escena bebe de la visión de un alemán de nombre pintoresco que, a caballo entre los siglos XIX y XX, se aproximó a la excelencia en el arte de la ilustración literaria y la transformación tridimensional de las imágenes en papel.

Lothar Meggendorfer (Munich, 1847-1925) fue un ilustrador y escritor alemán que ahora recordamos por sus libros mecánicos, o libros pop-up, esas obras tridimensionales con efectos, transformaciones y solapas que producen movimiento, que motivan la interacción del lector y la sorpresa de articular figuras emergentes y otros artificios técnicos. Lo que algunos han preferido denominar Ingeniería de papel.

Así es, por ejemplo, Always Jolly de Meggendorfer:

Resulta fantástico disfrutar de estos “origamis paginados”, que funcionan como un efecto de magia. El siguiente es obra de Robert Sabuda, uno de los especialistas más reconocidos en esta especialidad, que descubre para el Wall Street Journal algunos detalles de su proceso creativo:

“Pop-ups are actually four-dimensional works because there’s an element of time”

Hoy resulta más frecuente encontrar este tipo de técnicas en tarjetas de felicitación. El pop-up en papel está relegado a públicos minoritarios, ya  como artículo educativo para niños o como objeto de coleccionista o artículos de fan. Tal es el caso de Star Wars: A Pop-Up Guide To The Galaxy, que incluso ha sido reseñado por David Pogue, el especialista en tecnología de The New York Times (A Galaxy in your face).

Illustration by Matthew Reinhart / vía NYT

Some of the artwork and engineering are so detailed, you can’t imagine how they were created.

Una idea detrás: la transmisión de emociones no se logra desde la tecnología, sino desde los engranajes del propio relato.

Foto:Paperpops.com

Más ejemplos:

Inside the Pop-up Studio (video). Robert Sabuda y Matthew Reinhart muestran algunos de los secretos de su Encyclopedia Mythologica.

Este libro se llama Hong Kong Pop-Up, y recrea edificios típicos de algunos barrios de la capital.

“Against Transparency”

Para la reflexión:


In 2006, the Sunlight Foundation launched a campaign to get members of Congress to post their daily calendars on the Internet. “The Punch-Clock Campaign” collected pledges from ninety-two candidates for Congress, and one of them was elected. I remember when the project was described to me by one of its developers.

Continuar leyendo en: www.newrepublic.com

“Why Today’s Inventors Need to Read More Science Fiction”


How will police use a gun that immobilizes its target but does not kill? What would people do with a device that could provide them with any mood they desire? What are the consequences of a massive, instant global communications network?

Continuar leyendo en: www.theatlantic.com

Satélites

magnumsatellitesma_2052960i

Jonas Bendiksen / Agencia Magnum – Libro Satellites

En la Zona

Dura lo bastante, esa secuencia (una secuencia que se recuerda como una toma única , aunque en realidad consta de cinco), para abocarnos a una especie de trance. Entonces ocurre uno de los milagros del cine, uno de los diversos milagros de una película sobre un lugar supuestamente milagroso. No es un salto de imagen ni un fundido, pero súbita y delicadamente -el traqueteo y los ecos de la música y la vagoneta siguen sonando-, sin ambigüedad, entramos en el color y en la Zona. Puedes ver una y otra vez la secuencia de la vagoneta , puedes negarte a sucumbir a su hipnótica monotonía y nunca podrás predecir cuándo llegará ese momento de transición sutil y absoluta. Cámara y vagoneta continúan avanzando unos momentos y luego se detienen. La cámara para y retrocede.

Estamos aquí. Estamos en la Zona.

Zona. Un libro sobre una película sobre un viaje a una habitación. Geoff Dyer

“Evgeny Morozov reads Pynchon’s „Bleeding Edge” – The Deepest of Webs”

Y así empiezo a salivar:


Why would Thomas Pynchon waste his time on writing a novel about the world of dotcom entrepreneurs, hackers, and venture capitalists? Pynchon has always preyed for the eerie, the uncanny, and the conspiratorial but, once on the digital terrain, he’s up against a motley crew of real-world characters who have long turned their own weirdness into a marketable asset.

Continuar leyendo en: www.faz.net

Periodista, pregúntate qué puede hacer una buena Ley de Transparencia por ti

Este post ha sido publicado originalmente en el blog de Tuderechoasaber.es:

AllThePresidentsMen1976BluRay720px264RusEng-CHDmkv_snapshot_011143_20120410_204401

Desde el primer día, el propósito de Tuderechoasaber.es (así como de Access Info Europe y de la Fundación Civio) ha sido tratar de facilitar, infundir curiosidad y propagar la práctica de solicitar información a cualquier ciudadano, no solo a los profesionales de información. Aquí va un ejemplo. No obstante, necesitamos unos medios de comunicación conscientes de la importancia de contar con una buena Ley de Transparencia y de un derecho de acceso a la información plenamente reconocido y garantizado. Y, quizá, menos distraídos por el tira y afloja y las declaraciones partidistas e interesadas que están acompañando a la tramitación del texto.

El derecho de acceso a la información pública, con leyes que de verdad lo protegen, es un filón de noticias para los medios de comunicación en otros países. No hay más enigma: a más clara, específica y ambiciosa la norma, mayor es el deber de la administración de sacar los datos de su alforja, y mayores las salvaguardas para que tenga que cumplirlo. Para el reportero, eso le hace menos dependiente de filtraciones y más inquisitivo en la práctica periodística. No es la panacea –nada menos cierto-, pero conozcamos algunos ejemplos de cómo utilizan los periodistas en otros países las normas de acceso a la información, cuál es potencial informativo atesoran las solicitudes de información, qué dificultades hallan al incorporar esta práctica a su rutina y hasta dónde pueden llegar conducir una investigación periodística.

Incorporando las solicitudes de información a la rutina periodística

Martin Rosenbaum es un corresponsal político de la BBC muy particular. A veces, apostilla los artículos de sus compañeros con un breve despiece, explicando el contexto en que se obtuvo la información. Rosembaum es el especialista de este medio en acceso a la información, y se dedica específicamente a “extraer petróleo” de la Ley de Acceso a la Información británica en un contexto periodístico. En su columna señala las dificultades que encaran los solicitantes de información y revela desde dentro cómo la BBC se sirve de esta ley para sacar a la luz numerosas exclusivas. Por ejemplo, esta historia sobre el número de agentes jóvenes de policía en Inglaterra y Gales, que se ha reducido a la mitad en tan solo dos años. Y además asesora a otros periodistas de la corporación a sacar el máximo partido de su derecho de acceso a la información.

Pero, ¿por qué iban los periodistas británicos a requerir asesoramiento para solicitar información a las instituciones?

Hay muchas razones. El periodista choca frecuentemente con las administraciones y con sus ocasionales incumplimentos del deber de suministrar datos. La queja de Perry Austin-Clarke, editor del Bradford Telegraph y de Argus es, por ejemplo, que cuando una institución recibe una solicitud, apura frecuentemente el plazo máximo de respuesta que otorga la ley (20 días en Reino Unido) para pedir a última hora “aclaraciones” sobre algún detalle menor o irrelevante de la solicitud. Así, se re-establece de nuevo el plazo a otros 20 días que tienen para responder. Frente a eso, Austin-Clarke sugiere reducir por norma el plazo para solicitar aclaraciones, y evitar así este abuso.

foi_palancaOtro redactor, Lionel Braber –Financial Times-, opina que a los periodistas se les trata de forma diferente a cualquier otro ciudadano cuando apelan a la Ley de Acceso a la Información: sus peticiones se desvían a los gabinetes de prensa institucionales, más ocupados por la gestión de la propia reputación que por facilitar los datos en cumplimiento de la ley. Estos y otros muchos comentarios de periodistas británicos sobre su experiencia con la FOI (Freedom of Information) Act están recogidos en este documento de 500 páginas que publica el Comité de Justicia del Parlamento británico. La mayoría de las quejas se refieren a retrasos, cuando no a obstrucciones. Algunos denuncian que las instituciones se aprovechan con frecuencia de las excepciones de la ley para cerrarse en banda. Excepciones que, en el caso de la futura Ley de Transparencia de España, exceden por mucho los estándares internacionales.

La relevancia periodística de una petición de información

Las solicitudes de acceso a la información generan más de 200 historias al mes en los periódicos británicos. En los tres primeros años de su entrada en vigor se realizaron más de 500.000 peticiones, y en el 60% de los casos la información fue completamente revelada”. Lo explica Request Initiative, una organización británica sin ánimo de lucro que ayuda a otras ONGs a utilizar la ley de acceso a la información en sus campañas, mientras además asesora a periodistas e investigadores a hacer mejor uso de las normas de acceso a la información medioambiental y de protección de datos. En su patronato destacan tanto activistas por la transparencia –como Helen Darbishire, directora de Access Info Europe- como periodistas de investigación como Nick Davies, que destapó el escándalo de las llamadas telefónicas interceptadas por el diario News of the World. Y en su portal recogen noticias fundadas sobre peticiones de información, como esta: “La policía metropolitana paga 360.000 libras por reventar puertas equivocadas durante sus redadas”.

Una función similar cumple también en Reino Unido FOI Directory, otro portal informativo que además presenta un repositorio de información extraída de solicitudes enviadas a través de What do they know (el portal de mySociety en el que se basa Tuderechoasaber.es) y que no han salido en los medios. Por ejemplo, ¿cuánto dinero se gasta el Departamento de Energía y Cambio Climático en contratar personal fijo a través de empresas de recursos humanos? Aquí está la petición y en Unreported FOI la desgranan y muestran los datos visualmente.

En Estados Unidos, los periodistas pueden acudir a Muckrock, un servicio fundado por profesionales de la información que, además de ayudar a redactar la solicitud, pone en marcha una comunidad colaborativa para analizar los documentos obtenidos tras una respuesta satisfactoria. En Muckrock es posible acceder a más de 115.000 páginas de información gubernamental desclasificada gracias a más de 4.800 solicitudes de información. Uno de los más activos es Tom Nash, que solicitó el 26 de agosto de 2012 al FBI todos los documentos en su mano que mencionasen al astronauta Neil Armstong, fallecido el día anterior. El proceso se demoró hasta marzo de 2013, cuando por fin llegó el dossier del FBI sobre Armstrong. En la última semana, Nash ha pedido acceso a todos los documentos de la Agencia Nacional de Seguridad (la NSA, envuelta en el escándalo de la filtración de información sobre el programa PRISM de espionaje de la telecomunicaciones) que contengan el epígrafe “talking Points” –es decir, los argumentarios oficiales- desde mayo de 2013. Un asunto con clara relevancia informativa.

Además, pronto empezará a funcionar FOIA Machine, una plataforma en desarrollo (la Knight Foundation está ayudando a su impulsor, Djordje Padejski, a ponerla en marcha) que servirá para automatizar el proceso de envío, clasificación y seguimiento de muchas solicitudes de información a distintas instituciones simultáneamente. También incorporará un proceso algorítmico para replicar fácilmente casos exitosos.

Peticiones de información que conducen al Pulitzer

For cops no limitTodos lo hemos visto, pero ahora hay pruebas: los agentes de policía encargados de velar por las normas de tráfico están entre los conductores más excesivos de las carreteras del sur de Florida”. Cuando Sally Kestin y John Maines, dos reporteros de The Sun Sentinel, invocaron la Ley de Acceso a la Información para obtener los registros de velocidad de los vehículos policiales que pasan por los peajes de pre-pago SunPass, no confiaban en obtener unos datos tan determinantes. Su investigación de tres meses reveló que 800 agentes de una docena de cuerpos habían sido captados a velocidades muy superiores a las permitidas entre dos puntos de peaje, incluso fuera de servicio. Desde 2004, el exceso de velocidad de los agentes de Florida había causado al menos 320 accidentes y 19 muertes. Sólo un agente acabó en prisión, y lo hizo durante 60 días. Todas las agencias abrieron investigaciones internas. For cops, no limit obtuvo el Pulitzer de Servicio Público en 2013.

walmart_sobornos

Cuando México aprobó su Ley de Transparencia y acceso a la información en 2002, se convirtió en el primer país de América Latina que imponía obligaciones especiales al Estado para abrir información relacionada con abusos graves de los derechos humanos. Allí, tras 18 meses de investigación, David Barstow y Alejandra Xanic von Bertrab lograron demostrar cómo la cadena de supermercados Wal-Mart había estado sobornando a funcionarios mexicanos para obtener permisos, ventajas competitivas y expandirse más rápidamente por el país. “La historia fue posible gracias a la Ley de Transparencia de México”, explicó Von Bertarb tras recoger el Pulitzer 2013 en la categoría de Periodismo de Investigación-. Además, la ley insta a los funcionarios a no exigir la identidad del solicitante ni el motivo de la petición de información (en España sucede ahora esto). Para llevar a buen término la investigación, Von Bertarb realizó 800 peticiones de información a cuerpos locales, estatales y federales de la administración mexicana, y condujo unas 200 entrevistas. Y es que una buena Ley de Transparencia “crea más registros para seguir la corrupción en lugares a la vuelta de la esquina”, ha afirmado también Barstow, su compañero de investigación.

Así pues, animamos a todos los periodistas a conocer en detalle la futura Ley de Transparencia y sus mecanismos, y a enviar –como Daniele Grasso- solicitudes de información a través de Tuderechoasaber.es. O por fuera, si lo prefieren. Esta práctica ya ha cristalizado, por ejemplo, en proyectos periodísticos concretos y cercanos como España en llamas. Para recibir información o asesoramiento en ello, periodista o no, no dudes en escribirnos a: contacto@tuderechoasaber.es

La Historia de la Ciencia Ficción

History of Science Fiction” is a graphic chronology that maps the literary genre from its nascent roots in mythology and fantastic stories to the somewhat calcified post-Star Wars space opera epics of today. The movement of years is from left to right, tracing the figure of a tentacled beast, derived from H.G. Wells’ War of the Worlds Martians. Science Fiction is seen as the offspring of the collision of the Enlightenment (providing science) and Romanticism, which birthed gothic fiction, source of not only SciFi, but crime novels, horror, westerns, and fantasy (all of which can be seen exiting through wormholes to their own diagrams, elsewhere). Science fiction progressed through a number of distinct periods, which are charted, citing hundreds of the most important works and authors. Film and television are covered as well.

Ward Shelley

El césar

Aznar no descarta volver: ‘Cumpliré con mi responsabilidad, mi conciencia, mi partido y mi país’¿Vuelve José María Aznar a la política activa? El ex presidente no lo ha descartado y de sus palabras parece que la puerta está más abierta que cerrada: “Nunca he eludido mi responsabilidad, cumpliré con mi responsabilidad, con mi conciencia, con mi partido y con mi país, con todas sus consecuencias, y no tenga usted ninguna duda de ello”, ha dicho en una entrevista en Antena 3 al ser preguntado dos veces al respecto.

Embedly Powered

[...] El césar, tal como lo concibe Voegelin, es “el vengador de las fechorías de un pueblo corrupto”. Luego el cesarismo va esencialmente ligado a un pueblo corrupto, a un bajo nivel de vida política, a la decadencia de la sociedad. Presupone la decadencia, si es que no la extinción, de la virtud cívica o del espíritu público, y necesariamente perpetúa esta situación. El cesarismo corresponde a una sociedad degradada, y medra contra esta degradación. El cesarismo es justo, mientras que la tiranía es injusta. Pero el cesarismo es justo al modo como es justo el castigo merecido. Es tan poco digno de ser elegido por él mismo como el castigo merecido. Catón no quiso ver lo que su época requería porque veía con suma claridad el carácter degradado y degradante de lo que su época requería. Es mucho más importante advertir el bajo nivel del cesarismo (pues, para decirlo una vez más, el cesarismo no puede separarse de la sociedad que se merece el cesarismo) que advertir que en ciertas condiciones el cesarismo es necesario y por tanto legítimo.

Aunque los clásicos fueron perfectamente capaces de hacer justicia a los méritos del cesarismo, no estaban interesados en hacer una doctrina del cesarismo. Dado que se interesaban sobre todo por el mejor régimen, prestaron menos atención al gobierno “postconstitucional” o al final de la monarquía, que al gobierno “preconstitucional” o a los comienzos de la monarquía: la sencillez rústica es un terreno mejor para la buena vida que la corrupción refinada.  Pero hubo otra razón que indujo a los clásicos a guardar silencio prácticamente acerca del gobierno “postconstitucional”. Enfatizar el hecho de que es justo remplazar el gobierno constitucional por el gobierno absoluto, supuesto que el bien común exija ese cambio, significa poner en duda la santidad absoluta del régimen constitucional establecido. Significa animar a hombres peligrosos a que siembren la confusión provocando una situación en la que el bien común exija el establecimiento de un gobierno absoluto en manos de ellos. La doctrina verdadera de la legitimidad del cesarismo es una doctrina peligrosa. La distinción verdadera entre cesarismo y tiranía es demasiado sutil para el uso político corriente. Es mejor que el pueblo siga ignorando esa distinción y considere al césar en potencia un tirano en potencia. Ningún daño se puede seguir de este error teórico, el cual se vuelve una verdad práctica si el pueblo tiene el valor de obrar con arreglo a ella. Ningún daño puede seguirse de la identificación política de cesarismo y tiranía: los césares saben cuidar de sí mismos. [...]

En Sobre la tiranía, de Leo Strauss.

La tiranía sin apariencia

“La costumbre de escribir contra el gobierno tuvo, de suyo, un efecto desfavorable en el carácter. Pues todo el que estaba acostumbrado a escribir contra el gobierno, estaba acostumbrado también a infringir la ley; y la costumbre de infringir incluso una ley arbitraria tiende a hacer a los hombres rebeldes [...]

Desde el día en que se llevó a cabo la emancipación de nuestra literatura, comenzó la purificación de nuestra literatura. [...] Durante ciento sesenta años, la libertad de nuestra prensa ha ido haciéndose cada vez más completa; y durante esos ciento sesenta años las restricciones impuestas a los escritores por el sentir general de los lectores han ido haciéndose cada vez más estrictas. [...] Hoy en día, aquellos extranjeros que no osan imprimir una palabra en contra del gobierno bajo el que viven, no logran entender cómo puede ser que la prensa más libre de Europa sea la más mojigata”.

Macaulay

En Sobre la tiranía, de Leo Strauss.

Sobre la literatura de ciencia-ficción en China

Science Fiction in China: A Conversation with Fei Dao

by Alec Ash

[...] AA: What is unique or particular about Chinese science fiction?

FD: Chinese sci fi has about a hundred years of history. When it started, in the late Qing dynasty around 1902, it was chiefly concerned with the problem of bringing ancient China into modernity. At that time, Liang Qichao [translated sci fi] because he thought it would be beneficial for China’s future … as something that could popularize scientific knowledge. And Lu Xun thought that if you gave ordinary people scientific literature to read, they would fall asleep. But if you blended scientific knowledge into stories with a plot, it would be more interesting. [He thought that] in this way, the people could become more modern.

So at that time science fiction was a very serious thing to do in China that could allow ordinary people to get closer to modern scientific knowledge, and serve as a tool for transforming traditional culture into modern culture. It played a very important role, and had a serious mission to accomplish.

Today, there is a commercial publishing market for sci fi, and people don’t have such weighty expectations of literature, yet authors are still discussing serious topics. Three Body by Liu Cixin or Subway (地铁) by Han Song both have many reflections about the direction of this country and of humanity. So this kind of writing can convey concerns about the future, or discuss the current situation in China.

For example, Han Song’s Subway is about a subway station. In China, subway systems are an emblem of modernization. Many cities in China are building huge subway systems, because to have one or not is the standard of a city’s modernity and development. So in discussing this symbol, Han Song seized on a sensitive point. After publishing Subway, he wrote another book called Highspeed Rail (高铁), another emblem of technological innovation. So Han Song is consistently concerned with the potential catastrophes of the process of modernization.

Liu Cixin, on the other hand, is expressing a more grand feeling of the universe in the tradition of Western sci fi. In doing so, he wants Chinese people to look up at the sky, and not just be concerned with earthly matters. The mainstream of Chinese literature is about real-world subject matter, such as the countryside or urban life. Very few people are concerned with the fate of humankind, the future of the universe, or even aliens. These things are themselves alien to Chinese readers, but can be introduced through this kind of writing.

I think that the key theme of Chinese science fiction, no matter how it develops, is how this ancient country and its people are moving in the direction of the future. [...]

Más en:

Science Fiction in China: A Conversation with Fei…Science Fiction in China: A Conversation with Fei Dao by Alec Ash Fei Dao, a science fiction writer born in 1983, chose for his pen name the two characters for “flying dagger” (飞刀). When he achieved…

Embedly Powered

Mercado negro

Plantea Baudrillard en El intercambio imposible (2000):

[...] Cualquier régimen de control y de interdicción crea una situación irregular, clandestina, anómala: un mercado negro. La prohibición y sus consecuencias, siguiendo el modelo de la del alcohol de los años treinta, se ha convertido en un mecanismo automático, por así decirlo, en una segunda naturaleza de nuestro sistema. El mercado negro del trabajo, que corresponde a una desregulación del mercado oficial (tenemos ahora incluso un mercado negro del paro, que se supone al paro real), el mercado negro de la especulación financiera, el mercado negro de la miseria, el que circula al margen de los circuitos oficiales, el del sexo (la prostitución), el de la información ( las múltiples redes y los servicios secretos), el de las armas (mercado negro estatal, pero también secreto) y, por supuesto, el mercado negro del arte, verdadero mercado negro que corresponde a una especie de estado de excepción y de pánico en el campo estético. Last but not least: el mercado negro del pensamiento. El ambiente liberal-democrático, que absorbe virtualmente todas las divergencias ideológicas, o que aparenta dejar libre curso a todas las diferencias, equivale a un estado de prohibición avanzada del pensamiento, que no tiene más opción que pasarse a la clandestinidad, una suerte para él, por otra parte (de momento, no forma de los derechos humanos, pero no falta mucho). En cuanto a la alteridad, ha dejado de existir en el mercado oficial, la ha matado la confraternidad. Aparece entonces un mercado negro de la alteridad, que, como de costumbre, está en gran medida en manos de los traficantes: se trata nada menos que del racismo y de todas las formas de exclusión. Alteridad de contrabando, cuyas variantes (incluidos el nacionalismo, las sectas, etc) adquirirán cada vez más virulencia en una sociedad desesperadamente integrista, unificadora, homogeneizante. Toda socialización está condenada a desarrollar, con toda la criptolegalidad del mundo, todas las formas de mercado negro. Las estructuras monopolísticas (y cualquier Estado lo es, ya que siempre aspira al monopolio de lo político y lo social) siempre acaban segregando una sociedad parapolítica, una mafia cualquiera que controlará esta forma secreta de corrupción generalizada. Combatir a esta mafia es, por parte el poder, pura hipocresía, ya que emana de él y, en el caso inimaginable en el que consiguiera reducirla, sería porque toda la sociedad se habría convertido en una contrasociedad y el Estado en una función inútil. [...]

10 años de la invasión de Irak: principios y retórica de aquellos días

project-new-american-centurEn 2006 realicé un estudio detallado sobre el Proyecto para un Nuevo Siglo Americano (PNAC, por sus siglas en inglés), analizando tanto los postulados como la retórica que dominaban por entonces la política exterior de la Casa Blanca. Lo dejo aquí disponible para uso o consulta. Licencia: (CC BY 3.0 ES).

Descargar: El Proyecto para un Nuevo Siglo Americano y sus propuestas para la Política Exterior y de Seguridad de EE.UU (2006)